CECNI

Nutrición en el paciente con cáncer

Nutricion en el paciente con cancer CECNILos pacientes con diagnóstico de cáncer presentan un riesgo elevado de padecer alteraciones en su estado nutricional. Ese riesgo está dado por la enfermedad tumoral en si misma, su localización anatómica y los tratamientos necesarios para tratar de controlarla.

El cáncer modifica las necesidades de nutrientes a través de diversos mecanismos: impide ó disminuye la ingesta, deteriora la absorción de nutrientes y altera la utilización metabólica de los mismos.

Por esto, una alimentación balanceada y adecuada es una parte muy importante del tratamiento del cáncer. El tratamiento nutricional puede ayudar a los pacientes a mantener ó mejorar su peso corporal y fuerza muscular, sanar heridas y combatir infecciones, además de mejorar la tolerancia y respuesta al tratamiento, lo cual conduce a optimizar la calidad de vida.

¿Cómo saber si hay deterioro en el estado nutricional?

Actualmente se cuenta con diferentes herramientas para el examen y la evaluación del estado nutricional. El siguiente cuestionario puede darle una orientación inicial de cómo se encuentra en este momento.

Nutricion en el paciente con cancer1

Nutricion en el paciente con cancer2

Si usted presenta malnutrición ó se encuentra en riesgo de padecerla debe consultar con su médico ó nutricionista para realizar una valoración de su estado nutricional más completa e iniciar tratamiento nutricional.

Recomendaciones nutricionales

Recomendaciones nutricionales pacientes con cancerLas recomendaciones nutricionales están diseñadas para ayudar al paciente a tolerar los efectos adversos que pueden llegar a presentarse como consecuencia del cáncer y su tratamiento. Las características de la dieta deben seguir las normas de una alimentación saludable, asegurando el aporte adecuado de todos los nutrientes (energía, proteína, grasa, carbohidratos, vitaminas, minerales, fibra y agua) a través de los alimentos. 

En algunos casos, a fin de garantizar un estado nutricional adecuado cuando se presentan dificultades con la alimentación, deben hacerse modificaciones en la dieta habitual para lograr una ingesta adecuada por parte del paciente.

Consejos generales para la planificación de la alimentación

Se deben tener en cuenta 5 aspectos fundamentales: horario, selección,  ambiente favorable, presentación y preparación de platos, higiene y manipulación de alimentos. 

Horario

  • Fraccionar las comidas en 6 – 8 tomas / día, teniendo en cuenta los horarios de tratamiento y/o medicamentos.
  • Brindar comidas completas en las horas de mayor apetito. Generalmente en las horas de la mañana hay mejor tolerancia.
  • Consumir comidas de pequeño volumen frecuentemente .

Selección

  • Incluir proteínas de alto valor biológico como lácteos, aves, pescados, huevo, carne.
  • Evitar excesos de grasa. 
  • Incluir alimentos de alta densidad calórica pero de fácil digestión.
  • Utilizar suplementos nutricionales.
  • Elegir alimentos según los problemas específicos que se tengan (vómito, diarrea, estreñimiento, dificultad para deglutir, etc).

Ambiente

  • Comer en un ambiente tranquilo.
  • Adoptar una posición cómoda.
  • Evitar sitios con olores intensos.

Preparación y presentación

  • Modificar la textura de los alimentos (incluir papillas, purés, cremas, licuados, alimentos molidos, soufflés) para disminuir el esfuerzo durante las comidas. 
  • Se pueden emplear condimentos naturales para enmascarar ó acentuar sabores.
  • Evitar temperaturas extremas.
  • Los platos deben ser atractivos visualmente.

Higiene y manipulación

  • Realizar una buena higiene bucal.
  • Verificar las fechas de vencimiento de los alimentos industrializados.
  • Descongelar siempre en nevera ó en microondas.
  • No consumir carnes, huevos ó pescados crudos.
  • Utilizar productos lácteos pasteurizados.
  • Elegir frutas y verduras frescos, con piel intacta.

Qué hacer con algunos problemas específicos

Diarrea

Estreñimiento

Náuseas y vómito

  • Hidratación con suero de rehidratación.
  • Se pueden utilizar leche deslactosada diluída y lácteos que contengan probióticos.
  • Evite alimentos ricos en fibra.
  • Evite verduras crudas.
  • Incluya frutas astringentes como manzana, banano, pera, guayaba y durazno preferiblemente en jugo ó compota.
  • Limite el consumo de grasa y dulce.
  • Consuma comidas con alto contenido de fibra: frutas frescas con cáscara, pitahaya, kiwi, ciruelas, granadilla,  alimentos integrales.
  • Evite frutas astringentes.
  • Aumente el consumo de líquidos.
  • Incremente la actividad física lo más que pueda.
  • Incluya comidas en preparaciones blandas que no sean demasiado grasosas ó dulces.
  • Consuma platos fríos.
  • Idealmente NO cocine.
  • Incluya alimentos salados y secos (ej.: galletas de sal).
  • Descanse entre comidas.

 

Referencias

  • National Cancer Institute EEUU: Nutrition in cancer care. www.cancernet.nci.nih.gov
  • American Cancer Society: Nutrition for Cancer Patients. www.cancer.org
  • Cervera P, Clapés J, Rigolfas R. Alimentación y Dietoterapia. Interamericana. Mc Graw – Hill Ed. 2ª Edición. Madrid. 1993.
  • Ottery FD: Oncology patient-generated SGA of nutrition status. Nutr Onc 1994; 1(2): 9.
Contáctenos
Dirección: Carrera 23 # 124 – 70 Oficina 406. Telefax: 57 1 7031674  – 57 1 703 17 58 
Director: Claudia Angarita G. [email protected]
Director Científico: Yadyra Cortes S.